Pulsera perla Tahití y labradorita

Nuevo

Pulsera con perla esférica Tahití (9 1/2 - 10mm - Calidad AAA) y labradorita (talla bead). Con cierre de mosquetón en plata de ley. Disponible en tres tallas.

Más detalles

3 artículos

Advertencia: ¡Últimos artículos en inventario!

134,00 €

Más

Esta pulsera de mujer está realizada con piedras naturales, una perla tahití (9 1/2 - 10 mm) acompañada de labradorita (talla bead). Con cierre de mosquetón en plata 925.
Esta perla natural de color gris-negro es conocida como perlas de Tahití, que son cultivadas la gran mayoría en aguas saladas de la Polinesia Francesa y no en Tahití como su nombre indica.

El tiempo de cultivo es de 2 a 3 años y sus tamaños oscilan entre los 8 a los 18mm.
Estas perlas no son siempre negras, tiene un amplio abanico de tonos que va desde los grises con iridiscencias verdes, a naranjas, magentas o doradas, hasta los azules más intensos como el cobalto y acabando en el tono más negro.

El color no es un criterio de calidad, en las perlas, la calidad se mide por el lustre, brillo y las imperfecciones que presenta la superficie.
En esta pulsera de mujer hemos combinado el tono de la perla de tahití con la labradorita, haciendo resaltar el brillo de esta piedra preciosa que pertenece al grupo del feldespato.

Su nombre procede de la península de “El Labrador” (Canadá).
Tiene unos colores en tonos de grises, que van del claro al oscuro, incluso verdes y azules, hasta incoloros y tonos metálicos brillantes.

Esta piedra natural se considera una piedra portadora de luz al alma y a la vida diaria, equilibrando la sabiduría intelectual y la intuitiva.

Conecta con la energía del universo aportando serenidad, alejando las inseguridades y los miedos, depurando energías negativas como complejos y decepciones.
Es una piedra asociada al signo zodiacal de Cáncer.